Reconocimiento a la Iglesia en Zaragoza por donación de sangre

    Miguel Millán, Santo de los Últimos Días, en su calidad de Delegado recibió el diploma de Honor
    Miguel Millán, Patriarca de la Estaca de Lleida, junto con su esposa. Maria Plar Sanz Foz muestra el Diploma de Honor. Foto de MPSF

    El día 28 de septiembre de 2019 tuvo lugar el Día del Delegado de la Hermandad de Donantes de Sangre en el restaurante Idílico, en Zaragoza. El evento tenía el objetivo de reconocer a los delegados en su trabajo de concienciar a las personas para que donen sangre.

    En el transcurso del evento hubo varias actividades como discursos de la presidenta Carmen González y otros cargos. También se dieron diplomas a los ex delegados salientes, en nuestro caso lo recibió Miguel Millán Roncal, quién fue delegado hasta el año 2017 en La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. 

    Disfrutamos de una velada junto a otros delegados y tuvimos un espectáculo de un grupo que bailó y cantó preciosas jotas. Hubo un ambiente distendido que aprovechamos para contactar con otros grupos y asociaciones. Se reforzaron relaciones positivas con líderes de la comunidad y se tendieron puentes de cooperación y entendimiento.